GreenCrowds en el epicentro de la solidaridad

Unos días antes del feriado del Día de Finados, las comunidades afectadas por el terremoto que apoyar la campaña “Reactiva Comunidades Sostenibles”, recibieron las postales de Diseñadores con Corazón, con sus respectivos rack – alcancía.

Con esas imágenes de las postales que nos remiten al terremoto, con mensajes de esperanza, la idea es provocar en los visitantes la curiosidad para escuchar de primera mano lo que han sido estos meses para las comunidades y lo que podrían lograr con su solidaridad, donando un dólar por postal.

img_2866

Esta campaña plantea que las comunidades sean parte activa de la misma y co-rresponsables de su difusión y recaudación.

La postal con su mensaje permite entablar una relación directa entre las comunidades y las personas que se solidarizan con ellas.  La postal es un catalizador que rompe el hielo y genera empatía para dar aliento y apoyo a los protagonistas de este proceso de recuperación, reactivación y reconstrucción resiliente.

La propuesta de aterrizar la campaña de GreenCrowds, a través de las postales, en el epicentro de la tragedia vino de las propias comunidades. Las postales son un atractivo para donar un dólar y ojalá más y vincularse con quienes más necesitan de apoyo en este momento.

Quienes visitan las comunidades que son parte de esta campaña no solo conocen el lugar o disfrutan de sus atractivos y servicios si no que, a través de la postal, se explicita la necesidad de solidarizarse con las comunidades.  “Nos han ayudado mucho desde fuera. Fue impresionante la solidaridad. Pero no será siempre así, aquí tenemos que estar listos para ayudarnos unos a otros y tomar la riendas de nuestra recuperación”.

foto3

La próxima vez que visites Manabí, acércate a los campesinos de San Isidro; los guías en del humedal La Segua, Isla Corazón y Cordillera del Bálsamo; los comedores de San Jacinto y las Gilces y los puestos de Miel en Quimis; toma una postal y pregunta de que es trata. Te emocionará escuchar sus historias de fortaleza, solidaridad y esperanza.

Deja un comentario